Home Top Ad

Como puedo resistir al diablo

Share:
Como puedo resistir al diablo

Descubre como puedo resistir al diablo de la manera bíblica. Lo que tengo que sugerir es la acción correcta, pero no es fácil. En Efesios 6, Pablo usa la poderosa imagen de oponerse a los poderes demoníacos que nos asaltan.

10 Por lo demás, hermanos míos, fortaleceos en el Señor, y en el poder de su fuerza.
11 Vestíos de toda la armadura de Dios, para que podáis estar firmes contra las asechanzas del diablo.
12 Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.
13 Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes.
14 Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con la verdad, y vestidos con la coraza de justicia,
15 y calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz.
16 Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno.
17 Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios;
18 orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos; Efesios 6 10-18

La armadura de Dios es la salvación que tenemos en Cristo debido a su muerte en la cruz por nosotros. Y el arma que usamos es la espada del espíritu, la Palabra de Dios.

Esta puede ser una gran imagen para usted, pero ¿qué significa todo esto? En realidad es un resumen de lo que Pablo ha dicho hasta ese punto en toda la carta.

Pablo dice algo similar en Tito 2:11-14:

11 Porque la gracia de Dios se ha manifestado para salvación a todos los hombres,
12 enseñándonos que, renunciando a la impiedad y a los deseos mundanos, vivamos en este siglo sobria, justa y piadosamente,
13 aguardando la esperanza bienaventurada y la manifestación gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo,
14 quien se dio a sí mismo por nosotros para redimirnos de toda iniquidad y purificar para sí un pueblo propio, celoso de buenas obras.

Nuestra salvación nos enseña a decir "NO" a la vida impía. Decir que no no es tan difícil. Y aún así es la cosa más difícil de hacer en el mundo, ¿no? Pero Dios no nos deja solos en esta lucha.

Dios nos ha dado un regalo, su iglesia. Los cristianos NECESITAN confiar los unos en los otros como nosotros confiamos en Dios, en nuestra lucha con el pecado.

Cuando tienes a otras personas que pueden apoyarte (y a quienes puedes apoyar a través de sus problemas) tienes a gente orando por ti, preguntándote cómo te va, cuidándote.

Ahora dale tu vida completa a Cristo, a rendirte y someterte de manera completa a El. De esa manera estas poniendo tu confianza y fe plena solo en el que puede darte la victoria en tu lucha espiritual.

Cree y haz tuya esta promesa en Romanos 8:38-39

Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte ni la vida, ni ángeles ni principados ni potestades, ni lo presente ni lo por venir, 39 ni lo alto ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús, Señor nuestro.

Así que mantén tus ojos en Dios, ora a él, sigue adelante y busca ayuda porque esperamos el tiempo cuando estemos con Jesús y seremos libres de nuestro pecado y tentación.

No hay comentarios